ESPECIES

RECOMENDACIONES

Al buscar una ubicación definitiva para tu árbol y considera:

1. Un espacio mínimo de 80 centímetros libres alrededor para facilitar su crecimiento.

2. Colocarlo en un cajete (agujero) adecuado a su tamaño, con el tronco al nivel del suelo y espacio para acomodar la tierra.

3. Las raíces del árbol crecerán hacia abajo, así que no lo plantes sobre tuberías.

4. Un espacio libre de techos y cableado eléctrico para que el árbol pueda desarrollarse.

5. El objetivo es hacer crecer ese árbol, así que al ubicarlo piensa cómo se verá cuando sea adulto.

6. Además de una buena ubicación que nos ayudará a conservar un árbol sano por mucho tiempo, debemos poner atención en su mantenimiento.

Es muy importante:

• Manten el árbol en un lugar de sombra mientras no sea plantado.

• Después de plantarlo, regar el árbol por la mañana y por la noche durante los primeros 15 días.

• Transcurrido este tiempo, regar el árbol de forma cotidiana (cada dos días).